You might want to visit our North American website:

Datos básicos sobre la recuperación de energía aire-aire

Las unidades de tratamiento de aire suelen estar equipadas con intercambiadores de calor. El objetivo de un intercambiador de calor es aprovechar el calor o el frío contenido en el aire de extracción. La eficiencia de un intercambiador de calor puede describirse en términos de eficiencia de la temperatura, es decir, la cantidad de calor (o frío) del aire de extracción que se transfiere al aire de suministro, ya sea mediante un intercambio de calor directo o a través de sistemas líquidos. El reto es conseguir la mayor eficiencia posible con la menor pérdida de carga posible. Lea más sobre los tipos más comunes de intercambiadores de calor en esta guía.

Intercambiadores de calor rotativos

Un intercambiador de calor rotativo consiste en una rueda giratoria con multitud de pequeños conductos de aluminio. El aire caliente de extracción calienta los conductos, que transfieren el calor al aire de suministro más frío. La eficacia de la temperatura del aire de impulsión y de extracción equilibrada es elevada. Normalmente, nunca se forma escarcha en el interior de un intercambiador de calor rotativo. Esto permite alcanzar una alta eficiencia energética anual.

El intercambiador de calor rotativo también recupera eficazmente la energía de refrigeración mientras que la humedad se recupera con un rotor tratado con sorción. Normalmente se utiliza en edificios comerciales como oficinas, escuelas, etc.

Saber más

Intercambiadores de calor de placas

Un intercambiador de calor de placas a contraflujo está formado por finas aletas de aluminio -placas- que forman conductos de aire en los que el aire de extracción fluye a contraflujo del aire de impulsión para obtener la mejor eficiencia de temperatura. El aire de extracción más caliente calienta las placas, que transfieren el calor al aire de impulsión más frío. El aire de impulsión y el de extracción fluyen por conductos completamente separados, lo que significa que cualquier olor o partícula en el aire de extracción normalmente no se transfiere al aire de impulsión.

La eficacia de la temperatura del aire de impulsión y extracción equilibrada puede ser tan alta como la del intercambiador de calor rotativo, pero con la desventaja de que hay que ocuparse de la descongelación.

Suele utilizarse en viviendas o instalaciones en las que hay riesgo de transferencia de olores.

Saber más

Intercambiadores de batería-batería

Este intercambiador tiene una batería de líquido en el aire de impulsión y otra en el aire de retorno. El líquido de la batería colocada en el de retorno se calienta con el aire de retorno y se bombea a la batería de aire de impulsión, que calienta el aire de impulsión. 

El rendimiento de la temperatura del aire de impulsión y de extracción equilibrado es ligeramente inferior en comparación con los intercambiadores de calor rotativos o de contraflujo.

Se utilizan idealmente cuando se requieren flujos de aire completamente separados, normalmente en entornos hospitalarios, pero también para reciclar el aire de proceso en entornos industriales.

Saber más